jueves, 21 de junio de 2012

El Sindrome Filipides

A través del running y de su búsqueda de convertirte en el Filipides del siglo XXI, conocí la filosofía de Su Majestad Superior, Hermes. Profundicé en lo runner básicamente a través de mi sentir pasional innato. Cualquier persona puede ser runner: solamente debes poseer un profundo y verdadero deseo por la libertad, adrenalina y superarte a ti mismo. No importa si tienes la mejor gorra, camiseta, short o el mejor entrenador del mundo, ya que eso no hará que llegues a la meta, todo dependerá de tí, de esa voz interior que te dice VAMOS CARAJO, NO PARES!!, el cansancio, el dolor y la sed es mental; simplemente desaparecen cuando lo decides y continuas corriendo.
Lo que es relevante es que, ya sea a través de la dosis de endorfina que te brinda el correr o de la templanza ganada, es que gracias a ello consigas paz para ti mismo y te conectes con esa adorable obsesión.
Ser un runner es predicar amor por la vida y gritarle al mundo que para esto se requiere valor, valor para enfrentar cada kilometro, valor para evitar el confort, para tolerar el frío, para controlar el dolor y que no te controle a ti. Es la confirmación, la confirmación de que tú tienes el control.
Para mí, la filosofía running hoy en día es una forma de vida, de sentirme viva, de sentirme una guerrera, de revivir mis sensaciones de esperanza, fuerza y convicción. Podría decir entonces que el running es mi adicción y la mejor forma que encontre para vivir.
No hay nadie que pueda instruirte acerca de cómo ser un runner, eso nace desde lo mas profundo de tu corazón.

Gracias por Correr...
 













 

1 comentario:

  1. Bendecido año 2013, un saludo desde El Salvador Centroamerica.
    Mi blog www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com

    ResponderEliminar